Anillos de boda de perlas con brillo y elegancia

Al elegir los anillos de boda, existen muchas opciones de diseño y estilo según el gusto de los novios y el presupuesto con el que cuenten. Los anillos pueden ser de distintos materiales, con diversas formas y adornados con alguna piedra. Entre esas opciones, una posibilidad es elegir unos anillos de boda de perlas, en los que este objeto pasa a tener el rol protagónico.

Las perlas son una formación dura y brillante, producida por algunos animales vivos, como los moluscos. Se pueden cultivar voluntariamente o extraer de un ambiente natural, y son muy preciadas para la confección de joyería. Se trata de la joya más antigua conocida, por su carácter natural. En unos anillos de boda, simbolizan la armonía, la pureza y la lealtad, por lo que representan a la perfección los valores matrimoniales. A continuación presentamos una selección de los mejores anillos de boda de perlas que puedes encontrar.

Anillos de boda de plata

Las primeras opciones que tenemos a la hora de seleccionar unos anillos de boda con perlas incrustadas, son los confeccionados con plata. Por las tonalidades de los colores de ambos materiales, esta combinación es una de las preferidas por los joyeros. El plateado y el blanco de la perla resaltan la pureza y la elegancia de estos anillos.

El primer diseño de la colección es este anillo de plata 925 fino y elegante. Cuenta con una decoración lograda a partir de pequeños zafiros blancos que le aportan un brillo espectacular. Y, por supuesto, en el centro resalta una perfecta perla blanca que le da el toque único al anillo.

Anillos de boda de perlas

Esta segunda opción es un poco más completa que la anterior, ya que incluye piedras de decoración de tamaño considerable. Confeccionado en plata 925, en el centro se incorpora la perla blanca cultivada en agua dulce. A los costados de esta, se encuentran incrustadas dos piedras de aguamarina color celeste. Sin dudas, es uno de los anillos de boda de perlas más hermosos que se pueden encontrar.

Esta tercera opción se destaca por su originalidad, gracias a que la perla incluida es de color rosado. Este tipo de perlas son cultivadas especialmente en agua dulce y seleccionadas a mano por los productores. Está montada sobre un anillo de plata decorado con cristales. El tono rosado en contraste con el plateado y el brillo de los cristales es lo que hace a este anillo algo único.

Anillos de oro

Por supuesto, la opción más clásica en lo que respecta a los anillos de casamiento es el oro. Es el material preferido por la mayoría de los novios, tanto por su durabilidad como por su valor simbólico. Al elegir unos anillos de boda de perlas, el oro puede funcionar perfectamente.

Anillos de boda de perlas

Esta primera alternativa cuenta con una excelente relación de precio y calidad. El aro es enchapado en oro y está decorado con circonitas alrededor de la pieza principal. Hay que recalcar que la perla también está confeccionada en circonita pulida, por lo que no es de origen natural real. De cualquier manera, el atractivo del anillo es perfecto para la ocasión de una boda.

Este segundo anillo de oro se destaca por su fineza y estilo minimalista. Está confeccionado enteramente en oro rosa de 18 quilates y cuenta con detalles de circonita cúbica en la decoración. Sostenida por las terminaciones de metal se encuentra la perla blanca, que es el centro de atención de la pieza. Dentro de los anillos de boda de perlas que hay a disposición, se trata de uno de los más finos y elegantes.

Anillos de boda de perlas

Otra de las posibilidades con las que contamos es este anillo enchapado en oro de 18 quilates. Su diseño destaca por lo llamativo, ya que cuenta con una gran perla cultivada en agua dulce en el centro de un círculo decorativo con piezas de circonita cúbica. Simboliza la protección y el centro de la mirada, expresado en el diseño del anillo.

Por último, tenemos este anillo que resulta ser el más llamativo de las opciones en oro. El diseño es algo más osado que los anteriores, por la construcción asimétrica alrededor de la perla cultivada en agua dulce. El material principal es latón enchapado en oro de 14 quilates, y está decorado con piezas de circonita cúbica. De los anillos de boda de perlas más llamativos y originales que se pueden encontrar.

Anillos de boda de perlas negras

Si lo que se busca es algo realmente especial para la ocasión de la ceremonia de matrimonio, se puede optar por un anillo con una perla negra. Este tipo de perlas son más exóticas y raras que las clásicas blancas, y por ello resultan en anillos más llamativos y originales. Algunas de las opciones para elegir anillos de boda de perlas negras son las siguientes.

Anillos de boda de perlas

La primera alternativa es este hermoso anillo de plata 925 de alta calidad, decorado con piedras de circonita cúbica. El diseño se va ensanchando hasta llegar al punto máximo, donde se encuentra la perla negra de 10 mm de diámetro, que contrasta con los colores del metal. Sin dudas, se trata de una combinación que destaca por su aspecto exclusivo y la belleza y el brillo de la perla negra.

Finalmente, la última opción es una de las más exclusivas. Se trata de una perla negra cultivada en Tahití, una de las producciones más especiales de estos objetos. La perla está montada sobre un aro de plata decorado con circonita cúbica. Se destaca el diseño sencillo, que permite que se luzca perfectamente la perla negra.

Como vemos, existen varias opciones para anillos de boda de perlas. Usualmente, estas joyas están confeccionadas en plata u oro y decoradas con algún tipo de cristales como los de circonita. En lo que respecta a la perla, las hay de distintos colores, siendo las blancas las más comunes, aunque también las hay rosadas o negras. Cualquiera sea el estilo y la preferencia de los novios, los anillos de boda con perlas son muy originales y atractivos para lucir en la ceremonia.

Related:

anillos de boda de plata
Anillos de boda de Star Wars
Anillos de boda de calaveras
Anillos de boda góticos
Anillos de boda de ópalo
Anillos de bodas de rubí
Alianzas de boda grabadas