Vestidos de novia de raso: Máxima elegancia

¡Hola Novia! Si estás aquí es porque llegó la hora y no se puede posponer más, tienes que elegir tu vestido. Hoy te traemos un nuevo artículo relacionado con los tipos de tela, cuáles encajan mejor y cuál elegir.  Hablaremos en detalle sobre los vestidos de novia raso.

El raso es un material, al igual que el tul, la gasa, o el encaje.  Derivada de la seda, es un ligamento. Se caracteriza por ser una tela suave, con mucho cuerpo y brillante. Si tu intención es lucir un vestido clásico y elegante, el raso es una opción recomendable.  Rasos hay de todos los tipos, lisos, bordados, económicos, de alta calidad y de diferentes colores.

¿Qué debo tomar en cuenta si voy a elegir un vestido de novia raso?

En primero lugar, si eres una novia activa que va a bailar toda la noche en la pista, el lino no es tu mejor opción, es una tela muy hermosa pero también muy delicada. Tienes que plancharla con mucho cuidado y no sede fácilmente, hay que saber cómo plancharla. Los vestidos de novia rasos no resisten muy bien el paso de las horas en una fiesta, por lo que tendrás que ser sumamente cuidadosa con él, evitar sobre todo derramarle líquidos.

Lo peor que puedes hacerle a un vestido de novia raso es derramarle un trago colorido, costará mucho para que salga, así que lo primero que debes tomar en cuenta es: La tela es delicada.

El punto bueno de este tipo de confecciones es su adaptabilidad. No importa que tipo de cuerpo tengas, si tienes poco busto, o mucho busto, si eres caderona, tienes cuerpo estilo triángulo, rectángulo o triángulo invertido, este tipo de material se adaptará a tus líneas de manera cómoda.

Es un tejido con mucho cuerpo, ideal para dar volumen a ciertas zonas y esconder algunas otras que no nos interese mostrar, pero atentas, esta es un arma de doble filo, también es un material muy caluroso. Recomendamos los vestidos de novia con raso si tu boda será nocturna y en una época fría del año, entre el invierno y el otoño.

Es una tela que te brindará un brillo natural y espectacular, simple pero elegante, te hará relucir sin mucho esfuerzo. Si tu boda en a media tarde cuando todavía queda algo de luz, un vestido raso se verá espectacular, sobre todo en la llamada “Golden Hour”.

Ya te contamos todo lo que tienes que saber sobre el material como tal, si es cómo, si es fresco, para qué sirve y para qué no, ahora ¿Debo elegir un modelo clásico? Si te gusta el raso como material para tu vestido no significa que debas ser una novia clásica, hay muchas combinaciones que puedes hacer a la hora de decidirte por tu modelo o mandarlo a confeccionar.

Ya sea que  hayas decidido comprarlo, alquilarlo, o confeccionarlo a la medida sigue estos sencillos pasos a la hora de elegir tu vestido de novia raso:

¿Cuáles son los tipos de vestido raso, cómo elegir el perfecto para ti?

Esta es una tela que permite una gran variedad de gama de colores, por lo que el primer paso una vez elegido el material (En este caso el raso) deberás decidirte por un color, pero ¿Cómo hacerlo? ¿Todos los colores te quedan bien? Lo cierto es que depende de tu tono de piel y por supuesto de tus gustos.

Elige el color:

No a todas las mujeres les van bien todos los colores, primero entendamos los diferentes tonos que puede tener un vestido de novia raso:

El blanco puro: Este es un color radiante, como su nombre lo indica es el blanco más puro que puede haber, genera mucho contraste y brillo.

El blanco nieve: Este es un tono muy parecido al anterior, pero ligeramente más gris, es muy sutil, pero entra justo debajo de la escala del blanco puro.

Blanco crudo o blanco roto: Este es el color de los vestidos clásicos, tiene la ventaja de ser un blanco apagado, no tan brillante, más natural. Más del 50% de los vestidos de novia que se fabrican en el mundo cuentan con este tono.

Blanco perla: Como su nombre lo indica, es un blanco perlado, digamos con un tono más vainilla, más cercano al gris en la tabla de tonos que todos los tonos que mencionamos anteriormente. Es sumamente elegante y no suelen hacer muchos vestidos en este tono específico.

Marfil: Ya llegando a los tonos de beige encontramos el blanco marfil, de los tonos de blanco es el menos puro. Tiene el beneficio de ser la clase de blanco más cálido.

Champagne: Uno de los tonos más difíciles de llevar, pero que pueden hacerte ver realmente espectacular. Es un dorado ligero cálido y suave, como la bebida.

Rosa viejo: Es una mezcla de blancos,  grises y vintage. Muy sutil, perfecto para vestidos estilo boho.

Ahora que conoces los tonos de vestidos, llegó la hora de combinarlos con tu color de piel, vamos a dividirlos en 3: Morena, trigueña y blanca.

Si tu tez es morena tienes la ventaja de que puedes utilizar todos para lucir espectacular, tienes variedad de opciones para un vestido raso. Lo que suele buscarse es generar contraste por lo que tonos como el blanco puro, el blanco nieve y el champagne, sobre todo el último, te lucirán divinos. Todo depende de qué tan tradicional quieres ser, el blanco puro es una opción clásica pero arriesgada, el blanco nieve es el tono más común y el champagne sería lo más audaz.

Si tu tez es trigueña, morena más clara, puedes optar por el blanco nieve, el blanco crudo, el blanco perla, el marfil o el champagne. Solo estarán restringidos para ti el  blanco puro y el rosa viejo. A las novias trigueñas se les ve espectacular un vestido de novia raso color champagne, sobre todo si la boda es a media tarde.

Finalmente, si tu tez es blanca, o pálida, tendrás que usar colores cálidos, arrancando desde el blanco curdo, pasando por el perla y hasta el marfil. Si eres particularmente pálida, de esas que en la playa no agarran color diferente al rojo, te recomendamos el rosa viejo, te hará lucir espectacular, romántica y tierna.

Recuerda, el vestido de novia raso perfecto está en algún lugar esperándote, pero debes combinar lo que tienes en mente con los consejos básicos para mantener cierta línea de estilo, no querrás llegar disfrazada al altar.

¿Ya sabes que vestido de novia constuído con raso quieres?

Leave a Comment

Posts Relacionados:

Vestido de novia con corsé
Vestido de novia celta
Vestido de novia desnudo
Vestido de novia victoriano
Vestidos de novia blanco y negro
Vestidos de novia góticos
Vestidos de novia sexys